Fuenterrebollo homenajeó a su ilustre dulzainero, Serafín Vaquerizo

Bonito homenaje que Fuenterrebollo rindió homenaje a su vecino y dulzainero fallecido el pasado mes de enero a los 96 años de edad.

La localidad de Fuenterrebollo rindió un merecido y emotivo homenaje a Serafín Vaquerizo, vecino y dulzainero fallecido el pasado mes de enero a los 96 años de edad y que da nombre al festival de folklore que ha cumplido este año su sexta edición.

A las 18 horas se inauguró la exposición de fotografía ‘Al son de la dulzaina’ para disfrutar de distintas fotos y dulzaineros de la provincia, entre ellos el propio Serafin.

El encuentro de dulzaina dio comienzo a las 20 horas con unas bonitas y emotivas palabras hacía la figura de Serafin Vaquerizo por parte del dulzainero y presentador del festival Rodrigo Peña, que ha acompañado a Serafín en numerosas actuaciones. 

Los Mellizos de Lastras de Cuellar abrieron el certamen con una diana del cancionero de Agapito Marazuela, una jota segoviana que tocaba el propio Serafín Vaquerizo, la entradilla del tío Cerrilla de Lastras, finalizando su actuación con dos fandangos de Gregorio García.

El grupo de amigos Segoza, con raíces segovianas y zamoranas fueron los siguientes participar con el pasacalles El Lago de la Cigüeña, un baile corrido, una jota de Julián García de Torre Val de San Pedro, y un fandango del repertorio de Diego Barreno. 

Los Dulzaineros de Vegas de Matute, fueron los siguientes en subir al escenario para interpretar unas seguidillas de su localidad, para continuar con la Danza de Vegas, Zarzuela del Monte y Abades, y un baile corrido recogido por el Tío Tocino. Finalizando con una jota de Luis Barreno, conocida como la jota del tío saluda.  

Para finalizar, Santiago Matey quién ha acompañado siempre con su caja a Serafín desde los años 70, junto con sus compañeros Félix y Andrés, terminaron de poner en pie al público que llenó el Salón Multiusos para bailar las jotas, balls y pasodobles que tocar en homenaje a Serafín Vaquerizo, leyenda de nuestro folklore. 

El acto, concluyo, con entrega de regalos a los grupos participantes y con una placa en recuerdo a Serafín que recibió, la familia de Serafín.